Cavernarios 2006’09

Cavernarios 2006’09

Junio de 2004 me encuentro en el sureste  de Marruecos. Fotografío tres palos de una  portería de futbol en medio del desierto, a través de ella, en el horizonte se ven las dunas de Erg Chebbi. En ese contexto puede parecer una puerta que da entrada o salida a otra dimensión. Le doy vueltas al tema.

Una mañana de junio de 2006 voy caminando y haciendo fotografías desde mi casa en el Masnou hasta Badalona por la playa. A escasos metros de la calle del Mar de Badalona veo una puerta tapiada con ladrillo y pintada de blanco, en la parte superior hay un signo grafiti similar a “√ “ pintado en negro, me impacta la escena, lo más importante de una casa que es el acceso, está cerrado, me invaden ideas, metáforas y sobretodo una vez más me pregunto por el ser humano.

En el paseo,  un barco saca arena del fondo del mar y la deposita sobre la playa cubriendo las rocas cubiertas de algas y minúsculos mejillones que han crecido durante el invierno, como es natural, no llegarán a adultos, disfrutaremos de una fétida arena este verano, los organismos vivos del fondo marino se intercambian con los de la costa para que extendamos nuestras toallas sobre sus cadáveres… ¡¡Es solo arena, son minúsculos, no razonan!!… basta con mirar al cielo para daros cuenta lo grandes que somos..

 

Cavernarios se extiende, y realizo más de 500 fotografías, nunca hubiera pensado que habrían tantas viviendas tapiadas, es 2006 y se construye, construye, y construye. Dinero para hoy, hambre para mañana. Mañana es hoy y más casas vacías por los desalojos. Toda una poética de huecos ladrillo y cemento.

José Antonio Sancho